Templo Expiatorio Guadalupano de Texaxaca

Se ubica en el cerro del mismo nombre en el municipio de Teziutlán.

Este peculiar templo comenzó a construirse en 1925 en medio de un bello paisaje boscoso y después de muchos esfuerzos se terminó en 1932.

Una de sus peculiaridades es que en su construcción se usaron fragmentos del altar dañado de la Basílica de Guadalupe en la Ciudad de México en el atentado a la imagen guadalupana en 1921, acción que fue considera una clara expresión de la intolerancia religiosa en la antesala de la Guerra Cristera.

Más tarde se construyó la calzada que lleva al templo, lo que ayudó a que fuera más fácil su acceso.

Desde este lugar se tiene una bella panorámica de la cabecera municipal.

También te podría interesar: