Zona Arqueológica de Chacchoben

Chacchoben se estableció como una colección de pequeñas aldeas a orillas del lago alrededor del 300 a. C. Es el asentamiento más grande detectado en la región del lago del sur de Quintana Roo.

Recorre el Sitio

Los restos del complejo arqueológico cubren unas 70 hectáreas. La primera estructura que se puede observar es el Templo 24, una gran pirámide escalonada que revela, por sus detalles arquitectónicos, una probable relación con otras ciudades mayas de Petén así como la habilidad de los antiguos constructores en el buen uso del concreto entre las capas de piedra.

El siguiente grupo importante incluye la Gran Plaza, que solía ser el centro de la ciudad. Está dividido por una amplia vía pública y las ruinas muestran algunos puestos del antiguo mercado y algunas plataformas alargadas utilizadas como residencias de la clase alta, aunque actualmente muchas de ellas están cubiertas de vegetación.

En la zona se han recuperado una gran cantidad de incensarios de los últimos años de ocupación.

En el extremo sur de la plaza, una amplia escalera conduce al Gran Basamento, una plataforma artificial muy alta con el Templo de las Vasijas, el Templo 1 y Algunas ruinas de los cimientos de edificios más pequeños. Esta estructura era un sitio importante para los rituales religiosos.

En la parte superior de estas escaleras en el Gran Basamento, hay dos pilares de piedra conocidos como Los Gemelos. En uno de ellos hay un agujero perforado que enfoca la puesta del sol en el solsticio de invierno en un área pequeña en la Gran Plaza. De la misma forma, la luz del sol del amanecer se enfoca a través de la parte superior del Templo 1, durante el solsticio de verano. Los arqueólogos creen que hubo una estatua o estela en estos dos lugares y que se iluminaba con los rayos del sol.

En el Templo de las Vasijas se encontraron varias tazas, cántaros, cuencos y platos. Esta estructura está rodeada por varios restos que probablemente eran una zona residencial.

El Conjunto de las Vías tiene tres filas paralelas diferentes de plataformas bajas de piedra y un templo dedicado a los espíritus guardianes que ayudaron a cada individuo en la vida. Se descubrió una enorme colección de quemadores de incienso dentro de este templo, por eso los arqueólogos creen que Chacchoben fue un importante centro de peregrinación, incluso después de que la ciudad fue abandonada, y es por eso que entre 1200 y 1450 d.C., el asentamiento recuperó cierta importancia.

Al visitar el sitio arqueológico se puede disfrutar del paisaje circundante, con la presencia de tucanes y pájaros cantores, árboles de zapotes e higos, cedros blancos y árboles de caoba, una hermosa combinación que da como resultado un paisaje único.

Ubicación

Se ubica a 85 km de Chetumal, a solo 9 km de Lázaro Cárdenas.

Horario

Lunes a domingo de 8:00 a 17:00 hrs.

También te podría interesar: