Parras de la Fuente 

Ofertas

LEGENDARIA TRADICIÓN VITIVINICOLA

Histórica ciudad con 400 años de tradición, es considerada como “El Oasis de Coahuila” por sus manantiales y abundantes arboledas. Fue la primera ciudad del norte de México en ser nombrada Pueblo Mágico y ofrece a sus visitantes hoteles y restaurantes de excelente nivel y un bello campo de golf.

La ciudad es sede de reconocidas empresa vitivinícolas y de importantes fábricas textiles.

Dentro de sus tradiciones existe, la feria de la uva y el vino, en la cual durante 10 días, del 5 al 14 de agosto, festejan al Dios Baco.

El clima es semiseco templado con una temperatura media anual es de 14 a 18°C.

Qué ver en Parras de la Fuente

Se puede vivir su historia a través de un recorrido de sus edificios como: la presidencia municipal, réplica del palacio de Gobierno del Estado con un espléndido mural que detalla la historia del lugar. La parroquia de la Asunción de Santa María de Parras, construida en 1648. El santuario de Guadalupe, del Siglo XVI. El templo de San Ignacio de Loyola, erigido en 1607. El recinto de Madero, casa donde nació Francisco I. Madero. El acueducto de la ciudad, obra de 1917.

Para adentrarse en la tradición vitivinícola de Parras es necesario conocer las bodegas del Marqués de Aguayo, que datan de 1593. La hacienda de San Lorenzo, fundada a fines del siglo XVI donde se establecieron las primeras bodegas de vino producido en América y que actualmente funge como sede oficial de la Casa Madero, productora de los vinos más famosos de Parras, con un museo en donde se pueden apreciar antiguos utensilios que se utilizaban en la fabricación del vino. Horario: Diario de 9:00 a 18:00 hrs. La Hacienda de Perote, que produce tanto vinos como el tradicional sotol. La Vitivinícola Bodegas del Vesubio.

También se puede visitar La Estrella, una de las fábricas textiles más antiguas de América. Y la capilla del Santo Madero, obra erigida en 1868 en la cima del Cerro del Sombreretillo.

Qué hacer en Parras de la Fuente

Parras cuenta con tres balnearios, el Estanque de la Luz, el Estanque de Zapata y el más grande, el Estanque de la Hacienda, todos alimentados con manantiales que vienen de la Sierra.

También puedes visitar la Cueva de los Murciélagos que se ubica en la parte de atrás de la Antigua Hacienda de Perote y si lo haces al atardecer puedes ver como salen a alimentarse los miles de murciélagos que habitan la cueva.

QUÉ VER

QUÉ HACER

HOTELES

Desarrollado por Cayman Hosting - Hospedaje Web