dia-de-muertos-1
dia-de-muertos-1

Septiembre

Diciembre

Fiestas del Día de Muertos

Fecha: 1 y 2 de noviembre

Lugar: Nacional

El Día de Muertos es una de las tradiciones más representativas de la cultura mexicana. El 1 de noviembre se honra a las almas de los niños y el 2 de noviembre a las de los adultos.

La celebración comprende un sincretismo de las culturas prehispánicas y de la religión católica traída por los evangelizadores españoles.

Una de las tradiciones de ésta fiesta son las ofrendas, por lo que es común que tanto en las casas como en los lugares públicos se monten altares con fotos de los difuntos, alimentos que les gustaban, los dulces de la temporada como las calaveritas de dulce y el pan de muerto y las coloridas flores de cempasúchil.

Estos altares también se colocan en las tumbas de los difuntos junto con cientos de velas que iluminan el camino de las almas en su regreso a casa.

En ésta época se pueden encontrar diversos dulces de azúcar en forma de calavera, ataúd y otras formas alusivas a éstos días.

También es tradicional el pan de muerto que es redondo y cuenta con tiras que simulan huesos cubiertos de azúcar.

Hay varios sitios que son famosos por como festejan estos días:

Poblados del Lago de Pátzcuaro

Michoacán cuenta con importantes aportes de la cultura purépecha y ha hecho de estas fiestas toda una tradición, especialmente en los pueblos que rodean el lago de Patzcuáro y la Isla de Janitzio, la cual se ilumina por completo por la cantidad de velas que se prenden en los altares. En Jarácuaro, vale la pena visitar el Templo de San Pedro y la Capilla de la Natividad con sus variadas ofrendas a sus costados, además de ser el escenario de la ancestral Danza de los Viejitos. En Arócutin, se coloca un gran arco de flores frente al Templo de Nuestra Señora de la Natividad y el panteón adjunto se cubre de flores de cempasúchil y velas.

En Cuanajo, se montan los caballitos de madera sobre las ofrendas y altares. En Pátzcuaro, también el panteón se cubre de ofrendas y del embarcadero salen numerosas lanchas hacia Janitzio. En Tzintzuntzan, el 1 de noviembre se presentan obras de teatro al aire libre y se hace una representación de los juegos prehispánicos de pelota, además de todos los vistosos altares que colocan a lo largo del pueblo.

Barrio Mágico de Mixquic, Ciudad de México

Se ubica al sureste de la Ciudad de México y durante éstas fiestas, los panteones se cubren de ofrendas y de velas; además, hay concursos de calaveras y música.

En la Ciudad de México también hay otros lugares que vale la pena visitar como: la UNAM, el Museo Dolores Olmedo, el Museo Diego Rivera Anahuacalli, el Zócalo en donde se pone una mega ofrenda, el Parque Ecológico Xochitla y el Museo Frida Kahlo, todos ellos con magníficos altares y con algunas actividades como conciertos.

También ya se ha convertido en toda una tradición el Desfile del Día de Muertos que se realiza a través de la Avenida Paseo de la Reforma y que termina en el zócalo. Todo un evento digno de contemplarse.

Huaquechula, Puebla

Se ubica a 45 km de la capital del estado muy cerca del volcán Popocatépetl. De acuerdo a las creencias del pueblo, esperan a los fallecidos por accidente desde el 28 de octubre a los niños el 31 de octubre. Las ofrendas que se montan en las casas son monumentales, pueden ser de hasta de más de tres pisos y con diversos objetos brillantes y coloridos.

Chignahuapan, Puebla

Este pueblo tiene toda una feria en estas fechas y dentro de la celebración se lleva a cabo el Festival de la Luz y la Vida, que comienza en el zócalo con un tapete realizado con aserrín de colores y las personas con antorchas y velas emprenden el camino desde la Parroquia de Santiago Apóstol, pasando por la Calzada de las Almas, hasta la laguna que esta adornada con luces fluorecentes, balsas y una pirámide flotante custodiada por calaveras, que se convierte en el escenario de la narración de la travesía de los muertos.

Huasteca Potosina

San Luis Potosí. En ésta región se celebra el Xantolo en donde el 1 de noviembre se hace una velación con rezos y alabanzas a lo largo de todo el día y la noche, acompañados con incienso y de música de los teenek, una comunidad indígena de la región. El 2 de noviembre, los teenek y los nahuas llevan ofrendas a los panteones que están adornados con flores. La celebración se extiende hasta fines del mes de noviembre cuando se renuevan las ofrendas en los panteones y se adornan con frutas y flores.

Huautla de Jiménez, Oaxaca

Se ubica en la Sierra Mazateca y el que casi siempre este rodeado de neblina le da un carácter místico. En ésta región hay personajes que son el vínculo entre la vida y la muerte, y justamente a través de ellos es que las ánimas envían mensajes a los vivos, y son conocidos como los Huehues. Aquí la fiesta de Todos los Santos se festeja del 27 de octubre al 5 de noviembre y en todas las casas hay un altar para los muertos con las fotos y comida favorita de los difuntos, así como con cempasúchil. En éstos días los grupos de Huehuetones, músicos y danzantes con máscaras, sombrero de mimbre en forma de cesto, huaraches y vestimenta de manta, recorren las principales calles y veredas de los barrios, en el centro. Y en donde les invitan a bailar ahí dan rienda suelta a su fanatismo huehuentonero. Echan chistes, ríen, bailan y cantan.

Fiestas del Día de Muertos

y disfruta de unas vacaciones inolvidables

es_MXEspañol de México